La policía logró interceptar el vehículo en inmediaciones de la rotonda de intersección de las rutas 11 y 16. La prueba de alcoholemia del conductor arrojó 1,2 gramos en sangre, más del doble de lo permitido. Tuvo que acudir el padre del infractor.

En el interior del auto encontraron botellas de bebidas alcohólicas

Pudo ser una tragedia de consideración, pero el rápido accionar policial logró sacar de circulación de un joven conductor que, alcoholizado, transportaba a otros ocho pasajeros en un Peugeot 308.

El ocurrió cerca de las 8 de la mañana de este domingo en el acceso norte de Resistencia, cuando el oficial auxiliar, Gastón Brítez, quien se encontraba de franco, observó que el vehículo circulaba realizando maniobras peligrosas y haciendo “zig zag”, por lo que decidió informar a la central.

Tras la intervención de un patrullero que recorría la zona, los uniformados lograron determinar que en el vehículo viajaban nueve personas, entre varones y mujeres, incluido el conductor que tenía un comporatmiento errante, compatible con los efectos que produce la ingesta de alcohol.

La policía solicitó la documentación reglamentaria y decidió realizarles un control de alcoholemia al joven, que arrojó el resultado de 1,2G/L en sangre, por lo que tuvieron que convocar a un conductor sustituto para que se hiciera cargo del vehículo. Al lugar, acudió el padre del joven, quien regresó al domicilio conduciendo el auto.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here