Se vivieron momentos de tensión con un ciudadano alcoholizado a bordo de una camioneta Hilux, quien agredió verbalmente a varios inspectores de tránsito, arrojó un vaso de vidrio y luego se marchó del lugar dejando su camioneta.

El hecho sucedió este domingo por la madrugada, en los habituales controles de alcoholemia que lleva a cabo la Ciudad de Resistencia, a través de Secretaría de Gobierno y la Subsecretaria de Tránsito y Seguridad Ciudadana.

El Subsecretario de Tránsito, Matías Breard, lamentó la reacción desaprensiva de algunos conductores que, en el afán de escapar de los operativos, muestran todo tipo de conducta violenta. “El conductor se negó a realizar el control de alcoholemia e insultó con palabras irreproducibles a los agentes, además, el hombre tenía un vaso de bebida alcohólica en la mano, el cual los estalló en el suelo con toda ira para luego marcharse; por suerte no lastimó a nadie”.

“Por esto, pedimos nuevamente conciencia a quienes conducen por las calles de la ciudad, y queremos llamar a la reflexión, dada la situación por la que deben pasar los inspectores, quienes son agredidos física y verbalmente”.

“En este caso, el hombre se retiró del lugar sin presentar documentación alguna, dejando su vehículo, por lo que fueron confeccionadas las multas correspondientes y fue derivada al depósito municipal”.

RESULTADOS DE ALCOHOLEMIA

Un total de 16 vehículos fueron trasladados al corralón por alcoholemia positiva. El porcentaje más alto de la madrugada se llevó el dueño de un Ford Ka blanco, que circulaba por avenida Sarmiento esquina Don Bosco, al someterse al test de alcoholemia marcó 1,62 gramos de alcohol por litro de sangre.

RUIDOS MOLESTOS

Por su parte, personal de Control Acústico Ambiental, hizo lo propio en sus diferentes recorridos, atendiendo denuncias de los vecinos en un trabajo en conjunto con la policía del Chaco.

Como resultado del mismo, el boliche Mitre fue multado por trascendencia de sonido, por lo que se labró un acta y se suspendió la actividad.

Además se atendieron varias denuncias que llegaron a través del teléfono (4458303).

Los lugares donde se suspendieron eventos y se hizo bajar el volumen de la música fueron en: Pasaje Dodero 2640, Ayacucho y Alfonso Pérez, barrio La Liguria, Cangallo 1564,San Lorenzo 750, Santa Fe 1696,Pellegrini 650,Toledo 2618, Av. 9 de julio 2235, José Hernández 1670, Ameghino 671, Av. 25 de Mayo y Liniers,Plaza Belgrado, (autos con música fuerte), Donovan 2930, Julio a costa 1880 y Carlos Hardy 450.

 

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here