La Ciudad de Resistencia a través de Secretaría de Gobierno, desarrolló un operativo integral de control con recorridos en bares, restaurantes y kioscos, además hubo controles vehiculares y de ruidos molestos.

Personal de la Subsecretaría de Tránsito y Transporte y la Subsecretaría de Fiscalización, junto a efectivos policiales, llevaron a cabo diversos controles durante la noche y la madrugada del fin de semana, con el objetivo de garantizar el cumplimiento de las normas vigentes y las condiciones de seguridad sanitaria.

El Subsecretario Matías Breard pidió colaboración a los ciudadanos para cumplir con las normas de convivencias y respetar el decreto provincial para así evitar más contagios. “Hemos recibido en la oficina de Ruidos Molestos varias denuncias a los teléfonos 4458303 o al 4458283, donde hemos observado que, a pesar de los constantes controles, los bares, restaurantes y en algunos quinchos no se estaría respetando estas medidas de prevención, donde son sancionados de acuerdo al decreto provincial y al código de falta municipal”

“Es por eso que pedimos el acompañamiento a todos los sectores, teniendo en cuenta que nosotros con estos operativos buscamos disminuir el contagio por Covid -19, qué es lo que nos tiene preocupado como sociedad” finalizó.

ALCOHOLEMIA

Este fin de semana se incautaron 45 automóviles, teniendo como principales causas la de conductores alcoholizados. El viernes por la madrugada 2 vehículos fueron removidos al depósito municipal, el sábado, se registraron 22 vehículos en falta y el domingo otros 21 autos.

TRANSPORTE

Personal de transporte detectó 7 unidades de servicio remis que no contaban con habilitación municipal y no respetaban las principales normas sanitarias. En algunos casos se encontraban circulando con pasajeros a bordo, sin barbijos y sin ningún tipo de documentación.

INSPECCIÓN GENERAL Y BROMATOLOGÍA

Se procedió a la clausura de “BOSS” por falta de habilitación municipal y al local “EL BARCITO” por exceder el horario permitido. Otro fue en un quincho ubicado en Carlos Boggio 1460, con más de 130 personas en el lugar, se realizó el desalojo y clausura del mismo. Por último, fue clausurado un KIOSCO ubicado en Donovan y Santiago del Estero, por vender bebidas fuera del horario permitido.

CONTROL ACÚSTICO AMBIENTAL

Un total de 10 fiestas clandestinas fueron suspendidas con la intervención de inspección general y la Policía del Chaco. Una de ellas fue en Ingeniero Schur 1697 con más de 200 personas en el lugar. Otra en chacra 192 MZ 35 (terraplén y calle 4) donde se desalojó a más de 500 personas. Se pudo verificar venta de precintos. Se confeccionaron las actas correspondientes por trascendencia de sonido y por no respetar el decreto provincial.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here