Como se prevía, el gobierno decidió que no extenderá la medida de solicitar a quienes ingresen en la provincia que cuenten con un certificado de hisopado negativo para coronavirus o bien se realicen los estudios en un lapso de 72 horas después que arribaron a la provincia.

La decisión gubernamental se definió hasta el 28 de febrero en función de que se había observado un incremento en el número de contagios de aquellos que volvían de sus vacaciones y para ello se buscaba ponerlo un freno.

Primero fue anunciado como una cuestión inflexible que llevaba a que nadie que no contenga ese documento o al menos el test de antígenos o hisopado rápido no entraría en territorio provincial y luego el gobierno fue sintiendo el pulso del descontento popular y estableció una serie de excepciones.

Entre ellas, era que nadie quedaría sin ingresar, sino que quienes lo hicieran tendrían esos tres días para cumplir con las exigencias y cargar que se realizaron los estudios en la plataforma digital que cuenta el Ejecutivo lo que llevó a que 90% de quienes volvían o ingresaba en el Chaco no tenga el hisopado.

Entre algunas de las cuestiones que evidenciaron el descontento ciudadano en aquella ocasión fue que entre quienes estaban exceptuados de entrar con ese certificado sanitario eran los turistas, mientras que primigeniamente se ponían trabas a quienes residían en el Chaco.

También hubo críticas porque en principio se sostuvo que quienes no contaban con el hisopado debía permanecer dos semanas en los centros de aislamiento con que cuenta el gobierno, lo que luego fue rectificado por autoridades.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here